La vida del hombre más viejo del mundo es un misterio – Ha vivido en tres siglos diferentes

Celino Jaramillo Villanueva, considerado hasta la fecha la persona más longeva viva, es un hombre de 121 años originario de Chile. Su singular caso salió a la luz recientemente y llamó la atención del público.


A sus 99 años se quedó sin hogar tras el incendio de su casa, por lo que Marta Ramírez, quien entonces tenía 63 años, le dio refugio en su hogar, sin pensar que se convertiría en un huésped a largo plazo.

“Tenía 99 años, no pensé que estaría mucho más tiempo”, recuerda Martha.  Don Celino tiene actualmente 121 y es el hombre más longevo del mundo. Con el tiempo, este longevo hombre se ha ganado el cariño de sus vecinos.

Su vida es un misterio

Celino nació en 1896, cuatro años antes de la persona de mayor edad que figura en la lista Guinness, Nabi Tajima, según datos del sitio web.  En el incendio que le hizo perder su casa, también se llevó su certificado de nacimiento, por lo que existía cierto misterio acerca de sus primeros años.

Sin embargo, Jacqueline Salinas, una de las jefas del departamento de demografía de la oficina de estadísticas de Chile, dijo: “Al revisar nuestros registros, Celino Villanueva Jaramillo nació efectivamente el 25 de julio de 1896, y todavía está vivo”.


La vida de Don Celino es un misterio y al parecer, no se casó ni tuvo hijos, pero ahora tiene una familia que lo aprecia y lo cuida.  Los registros lo confirmaron y nadie lo pone en duda, ni el Presidente y el Ministro de justicia, quienes personalmente le entregaron su tarjeta de identificación renovada en 2016.

A sus 121 años, está casi 90% ciego debido a sus cataratas, 85% sordo y desdentado. Además es difícil entender lo que dice, por esta razón nadie sabe nada de su vida.

“Durante una visita del medio The Guardian, Jaramillo se sentó a la mesa, comiendo un poco de pan y queso. La conversación fue forzada debido a sus dificultades auditivas. No puede caminar sin una mano amiga, pero ocasionalmente irrumpe en la conversación, recordando cómo una tía le rompió el brazo cuando era un bebé y cómo el jefe de la tribu mapuche tenía muchas mujeres” reportó la Bioguía.

Don Celino se ha ganado el aprecio de sus vecinos después su larga estancia en casa de Martha, quien le abriera las puertas de su hogar hace más de 20 años.



Don Celino comenzó su vida al finalizar el siglo XIX, vio pasar el siglo XX y hoy ha visto el inicio de un nuevo milenio. No cualquiera tiene una oportunidad como esa.

Sin duda es un hombre muy especial, con la bendición poder llegar a esa edad y tener un lugar en el hogar y en el corazón de gente bondadosa que se interesa en ayudar a quien lo necesita.

Mira aquí el video de Don Celino con su familia adoptiva:

Loading...